Homilía de Fr. Baltasar Hendriks, OP, en el Monasterio de Dominicas de Orihuela (Alicante)

29 octubre 2009

¿Cuál o qué sería la GRACIA que Domingo predicaba? La Gracia que Domingo predicaba no era algo sino ALGUIEN. ¡Era Jesús! ¿Cuál Jesús?

¡El Jesús como verbo, como Palabra de Dios hecha carne! No una gracia mayormente intelectual o espiritual, sino una gracia hecha carne como misericordia concreta con gente concreta que sufría necesidad concreta. Era su preocupación prioritaria. No hay otra frase de oración más conocida de Ntro. Padre que ésta: Señor, ten misericordia ¿Qué será de los pobres pecadores?...

leer más...

"En el principio era el verbo"

20 octubre 2009

A las puertas de cumplir 800 años en nuestra Orden nos seguimos preguntando qué tanto influjo podrá tener hoy Fr. Domingo como predicador de la gracia. Más aún, ¿qué significa ser predicador de la gracia?

Domingo en su época no fue solamente un buen hombre. Impactó a su sociedad porque trajo un mensaje tan poderoso, que podía transformar al más frío, dar fortaleza al que se encuentra a punto de caer y confrontar al más obtuso. Se nos cuenta en la biografía de Domingo que duró toda una noche hablando con un hereje convencido, y al final éste tuvo que reconocer en las palabras de Domingo algo más que una diatriba teológica. Sus palabras estaban llenas de un mensaje que podía derribar lo que ya se creía como hecho, como terminado y que no necesitaba ninguna explicación, pero al mismo tiempo era capaz de levantar algo nuevo, de hacer surgir algo distinto, no político ni económico, sino realmente transformador del corazón…

leer más...

Carta del Promotor General para el Laicado Dominicano

10 octubre 2009

Las ramas de nuestra Orden necesitan momentos de revitalización para liberar la totalidad de nuestra predicación y reavivar la llama de la visión original de Sto. Domingo. La “novena de años de jubileo”, celebrada en nuestra Familia Dominicana, podría ser una oportunidad de renovación para nuestra Orden en todas sus ramas, de acuerdo con su origen. Estos nueve años podrían ser una oportunidad de renovación también para la parte más numerosa de nuestra Orden, las Laicas y Laicos Dominicos. No hay cuatro antorchas diferentes, ardientes separadas, más bien una; una sola llama que se derrama en diferentes lenguas de fuego. El símbolo de la antorcha ardiente es muy familiar para nosotros, miembros de la Familia Dominicana, tomado del famoso sueño de la madre de Santo Domingo estando embarazada de él. Pero, ¿qué significa realmente eso en nuestros días, 'estar embarazados' de nuestras visiones al predicar la Gracia de Dios? …

leer más...
Categorías


Vídeos

ver más vídeos


Twitter


Jubileo Internacional

Acceder a la página web internacional dle Jubileo Dominicano

Página Internacional del Jubileo



Archivo
2017
      Enero
2016
      Diciembre
      Noviembre
      Octubre
      Septiembre
      Agosto
      Julio
      Junio
      Mayo
      Abril
      Marzo
      Febrero
      Enero
2015
      Diciembre
      Noviembre
      Octubre
      Septiembre
      Julio
      Junio
      Abril
      Marzo
      Febrero
2014
      Diciembre
      Octubre
      Septiembre
      Junio
      Marzo
      Febrero
2013
      Octubre
      Agosto
2012
      Diciembre
      Octubre
      Septiembre
      Junio
      Febrero
2011
      Septiembre
      Enero
2010
      Diciembre
      Mayo
      Abril
      Marzo
      Enero
2009
      Noviembre
      Octubre